Acusan a Tomás de asesinato y violencia de género


Tras el descubrimiento del cuerpo sin vida de la pequeña Olivia, la autoridad judicial anula la orden internacional de detención de Tomás por un delito de sustracción de menores, y en su lugar dicta otra orden internacional por la presunta comisión de dos delitos agravados de homicidio y una contra la integridad moral en el campo de la violencia de género.

El juez de instrucción también declara perder la competencia del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción núm. 3 de Güímar en la causa a favor del Juzgado de Violencia contra la Mujer de Santa Cruz de Tenerife, donde vive la madre de las niñas.

.

Deja un comentario