Catorce detenciones en el curso de una investigación por el robo de un motor fuera de borda en relación con las exportaciones a Senegal – Canarias


14 personas fueron detenidas y otra está en investigación, todas imputadas por presuntos delitos contra la administración estatal y los derechos de los ciudadanos extranjeros, así como por pertenencia a un grupo delictivo, contrabando, apropiación indebida, obtención de bienes robados, falsificación de documentos y simulación de delitos.

La Dirección de Análisis e Investigación Tributaria de la Guardia Civil del Puerto de Las Palmas de Gran Canaria y la División de Análisis de Riesgos de la Aduana Marítima del Servicio de Impuestos Internos abrieron una investigación tras la apertura de un contenedor marítimo en el que encontraron 52 motores fuera de borda con características idénticas a las utilizadas al llegar a las canchas abiertas. de países africanos, por donde comienza la ruta migratoria que conduce a Canarias.

El hallazgo llevó a la Guardia Civil a vincular sus supuestos orígenes ilegales a una denuncia interpuesta en el cuartel de Puerto Rico de Gran Canaria alegando que “delincuentes desconocidos han robado unos 100 motores fuera de borda pertenecientes a embarcaciones, además de 30 contenedores. combustible y un bote inflable ”, dijo Guardia Civl en un comunicado.

La investigación iniciada por esta denuncia reveló que la misma persona, junto con otro empleado de la empresa a cargo del muelle Arguineguín, y con la asistencia de un vecino de Santa Lucía de Tirajana, trasladó motores fuera de borda almacenados en la zona portuaria a un depósito externo. .fuera de la empresa.

La policía realizó procedimientos para confirmar que el vendedor de estos motores también era socio de un residente identificado de Santa Lucía de Tirajana.

La mujer ahora está acusada de vender 208 motores, en su mayoría a compradores de origen senegalés, con la ayuda de algunos exportadores.

Todas estas investigaciones revelaron «tres subgrupos bien organizados, cuyas tareas diferenciadas eran recibir y luego transferir motores desde el muelle de Arguineguín, así como venderlos a terceros».

Un subgrupo, integrado por ocho exportadores, se encargaba de la entrega de motores a Senegal, y otro, integrado por personas relacionadas con el ámbito aduanero, se encargaba de emitir certificados de buen funcionamiento de los motores, así como de falsificar la documentación aduanera requerida para transporte. de sus exportaciones.



Deja un comentario