Debido a las fallas de las canceladoras de bus, muchos clientes viajaron sin pagar


El secretario del consejo laboral, Wolfgang Alcantara, se dirigió a los trabajadores reunidos en Manuel Becerra. Lo acompañaron Enrique Hernández Bento y Carmen Guerra. / C7

Los conductores de autobús se aseguran de que tienen que dejar ir a los viajeros y la compañía explicó que los problemas se reducen en estos días.

Javier Darriba

JAVIER DARRIBA Las palmas del Gran Canaria

Problemas de inestabilidad en la aplicación informática sobre la que operan los canceladores de Bus Municipal y asociados al proceso técnico de recarga online lo han provocado en las últimas semanas.
muchos ciudadanos no pueden pagar sus viajes y los conductores se ven obligados a dejarlos sin pagar la tarifa corresponsal.

Fuentes de la empresa admitieron que ocurrió este problema. Cuando se descubrió que el cancelador no funcionaba correctamente, «ese autobús estaba configurado para que dejara de girar cuando llegara a una terminal, por lo que no viajó en todo el día con un problema». La empresa municipal de transporte asegura que no tiene datos sobre el número de clientes que han pasado sin pagar e insiste en que “la instrucción no perjudica a ningún viajero por este asunto, no vamos a dejar a nadie por responsabilidad del servicio público”.

El secretario del comité de empresa, Wolfgang Alcantara, cree que en las últimas semanas puede haber cientos de usuarios que no hayan podido registrar sus viajes con la tarjeta sin contacto. “Deberían enfocarse en este problema y no en enviar mensajes de que los trabajadores son irresponsables”, dijo en relación al impacto de la protesta de los trabajadores por no aplicar la semana de 35 horas. Los conductores de autobuses se negaron a trabajar horas extraordinarias y ampliar las horas de trabajo, lo que provocó la suspensión de decenas de servicios diarios y la aparición de colas en las paradas.

El problema de los canceladores fue anunciado este jueves por la concejala soltera Carmen Guerra, en la asamblea organizada en la plaza de Manuel Becerra para informar a la empresa de la situación de negociación para la solicitud de 35 horas. Allí, el alcalde estimó que entre 2.000 y 3.000 personas dejan de pagar todos los días. «No pagan porque las máquinas no lo permiten», dijo el alcalde, «estamos perdiendo todo el dinero por una mala gestión».

Negociaciones

Por otro lado, los trabajadores del Municipio de Guaguas acordaron asistir a la reunión que se realizará este viernes con la dirección de la empresa para intentar llegar a un acuerdo evitando una huelga en el servicio de transporte público. Los empleados mostraron su disposición a negociar, pero insistieron en que su enfoque estaba firmemente a favor de la aplicación de 35 horas semanales. “Iremos a la reunión, pero si no hay acuerdo, la próxima reunión será con el comité de huelga”, advirtió Alcántara. Desde su perspectiva, la solicitud de incluir mejoras de productividad a cambio de 35 horas se interpreta como un intento por parte de la compañía de compensar pérdidas de 800.000 euros que cerró el año pasado por una reducción de clientes que provocó la pandemia de covid.

La empresa ha hecho un llamamiento a los trabajadores para que se sumen a la mesa de negociación, pero consideran que el discurso de la empresa sigue sin mostrar signos de voluntad negociadora. En el acto también estuvieron presentes dos líderes de la lista de Unidos por Gran Canaria al alcalde de la capital, Enrique Hernández Bento y Carmen Guerra. Aseguró que «los ciudadanos no pueden tolerar que, después de una pandemia, se haga una huelga, debe haber un acuerdo y ustedes», dijo a los conductores de autobuses, «están haciendo su parte».

Bento hizo un llamamiento a la dirección de Guaguas Municipales para «continuar las negociaciones y no traer las consecuencias del covid-19 sobre los hombros de los trabajadores».

Los trabajadores de Guaguas mantuvieron una reunión con el concejal de Urbanismo, Javier Doreste, para manifestar sus solicitudes.

.

Deja un comentario