«Es difícil conseguir ayuda y proteger a los europeos de la prohibición».


Pedro Ortega, en una foto de archivo en un acto en la sede de Canarias. / C7

Pedro Ortega. Consejero Delegado de La Islena. Considera que este mes de octubre debe ser visto por las empresas como un «punto de partida» para la recuperación

Canarias 7 Palmeras de Gran Canaria

-¿Cuándo volveremos a los mismos ingresos en febrero de 2020?

– En Canarias creo que lo conseguiremos en el primer trimestre de 2023, no lo veo en 2022. De hecho, varios informes económicos están retrasando la fecha de recuperación. Tenemos que pensar en este octubre de 2021 como un punto de partida para la reanudación de la reactivación, aunque no es un asunto que dependa únicamente de nosotros. Los canarios y turistas que vienen a visitarnos necesitan conseguir un alto nivel de vacunación para que la reactivación pueda empezar bien este invierno. En enero, era optimista sobre junio de 2021 y no sucedió, pero también es que tenemos la quinta ola por encima de nosotros y la administración no se está moviendo tan rápido como sería deseable para manejar la situación. Las nuevas especies son cada vez más contagiosas aunque afortunadamente no es más peligroso, pero quién nos garantiza que no se pueden producir más virus nuevos. Por tanto, la vacunación masiva es una prioridad absoluta.

– ¿Cuándo podrán recuperarse del daño causado por la epidemia y sus secuelas?

-Creo que lo perdido nunca se recupera, será otro juego u otro momento donde podremos facturar más. Pero, está claro que lo que se pierde se pierde y lo que se gana también se gana. Bajamos el colchón y ya pasó. Ahora debemos pensar en un colchón nuevo, por otro lado, no debemos olvidar que hay algunas personas que han logrado mayores ingresos y otras que no han ganado más pero las que han reducido los costos y han podido ahorrar.

– ¿Nos recuperaremos?

– En mi opinión, sí, fuerte, sin duda en muchos sentidos. Cuando nos volvamos a conectar, la gente quiere moverse y la seguridad será una prioridad, que durará algún tiempo. Esta prima de seguridad beneficiará enormemente a Canarias. En cuanto al uso doméstico, los sectores que no fueron considerados jugarán un papel más relevante. Creo que va a haber más interacción dentro del sector. Para que los sectores turístico, primario e industrial puedan aprovecharlo mejor y con protección agreguen más valor al destino de Canarias. El llamado suministro de kilómetro cero puede tener un precio diferente para el destino.

La diferencia entre el crecimiento de la población residencial y el promedio nacional es el desempleo. Los dos ratios son significativamente negativos en Canarias, aunque fueron similares hasta 2002. ¿Alguna opinión o solución?

– Hasta ahora no hemos podido acabar con el desempleo ni siquiera en buenos tiempos de crecimiento, como desde 2014, 2014, sin caer por debajo de los 200.000 parados. El sector de la tecnología puede darnos la opción de crear empleo digno. La economía azul asociada a nuestro sector marítimo atraerá empleo tanto en el sector industrial como en la economía circular. También soy optimista sobre el sector primario, que está asociado con la autosuficiencia, creará más empleo. De todos modos, no creo que sea fácil bajar de 150.000. Por otro lado, las limitaciones de vivir, desde mi punto de vista, son impensables en Europa. Conseguir ayuda y prohibir la entrada a los europeos me parece difícil de defender.

– ¿Las mejoras de productividad como consecuencia de la digitalización y su aceleración durante las epidemias afectarán las necesidades de los profesionales por cambios en sus perfiles?

– La digitalización requiere necesariamente muchos cambios. Todos sabemos que las tareas rutinarias desaparecen y se asocian otras nuevas a los servicios. Habrá un cambio en el perfil académico y profesional del futuro así como en la educación y esto debe hacerse de acuerdo con las empresas. Hasta ahora, no hemos trabajado seriamente para ver qué nuevos profesionales necesitaremos, la administración y las agencias deben trabajar intensamente en ello.

– ¿La internacionalización es un tema pendiente para las empresas canadienses, una obligación de supervivencia o algo más?

«Sin duda, en general, lo es». Hay casos de éxito y deberían servir de estímulo para las empresas que puedan tener oportunidades en el exterior.

– ¿Qué puede hacer la administración pública para volver a la normalidad lo antes posible?

Antes Como mencioné anteriormente, es muy importante crear foros o reuniones con agentes económicos y sociales para facilitar la creación de empleo. Pero realmente hay que hacerlo con firmeza y tener en cuenta que las condiciones no son las mismas que antes. La administración debe ser mucho más flexible y ágil. Los procedimientos y procedimientos administrativos deben simplificarse. Las leyes de contratación pública hacen que la administración sea mucho más lenta. Se necesita desgana a la hora de incorporar personal a la administración porque la actividad económica allí lanza muchos proyectos de inversión para siempre. Debe abordarse la falta de flexibilidad y agilidad de la administración pública. La ayuda que llegó a través de ERTE y luego a través de subsidios no es suficiente. No hay duda de que el límite de reducción del volumen de negocios del 30% ha dejado a muchas empresas elegibles para recibir ayuda. Hay empresas que llevan más de un año en half gas y, como resultado, su espacio de estrategia se ha reducido. Se requiere una mayor profundidad de actividad y llega a todas las organizaciones.

Entrevista a Enrique Areilza de Dream Team Executive Search

.

Deja un comentario