Personal reducido, con escasez y falta de maquinaria para limpieza municipal


De los 190 trabajadores que deberían estar allí de acuerdo con las especificaciones, la empresa tiene solo 122 empleados, de los cuales 30 son temporales.

Ronald Ramírez Alemán

Con la denuncia en curso que están mostrando los trabajadores de UTE Santana Cazorla-Valoriza Medioambiente sobre las condiciones en las que tienen que realizar su limpieza y almacenamiento de residuos en la ciudad, ahora están aportando datos. Números que devuelven este enfado Para empezar, porque son pequeños para lo que exige una ciudad de más de 100.000 habitantes. Solo hay 122 trabajadores, unos 30 de ellos temporales, si las especificaciones establecen que la empresa debe tener un mínimo de 190 empleados en plantilla.

Y, más que difícil de conseguir, mal equipado. El contrato establece que se supone que estarán operativos 29 camiones de diferentes tipos (laterales, traseros y recogida selectiva, caja abierta, satélite o basurero), pero lo cierto es que 12 están en funcionamiento en las calles. Menos de la mitad. Y en cuanto al resto de maquinaria, el porcentaje es un poco mejor, pero sigue sobreviviendo. Entre los vehículos para recolección de basura, tanques de riego, barredoras, camionetas, todoterrenos para limpieza de playas o montacargas, hay 11 disponibles con 19 requisitos de especificación.

«Ya hemos presentado muchas denuncias y la inspección del trabajo nos ha verificado en temas como el control de tiempos, que logra que la empresa se cambie a tipox. Pero, a pesar de todo, siguen haciéndolo para no pagar horas extras», insistió. Muchos trabajadores. El malestar del personal estaba prácticamente unido. «Camiones sin ITV salieron de la calle. Vehículos viejos, que tienen muchos años de uso y siguen presentando desperfectos. Arriba, porque hay poco, no reciben el mantenimiento que merecen porque no pueden parar porque no hay más coches ”, ampliaron.

Según los empleados, la falta de estos vehículos a veces los obliga a fabricar sus propios autos, metiendo basura en ellos para tirarlos en contenedores. “Porque parece que en UTE no se puede hacer nada más, que el Consistorio nos está defendiendo, tanto a nosotros como a los vecinos, que no estamos recibiendo el saneamiento que deberían por el pago de los impuestos”, advirtieron, pidiendo al Consistorio que vigile el cumplimiento. con especificaciones y, en caso contrario, sancionar a la empresa según lo establecido en el contrato.

.

Deja un comentario